Actuar con rapidez, usar detergentes enzimáticos, o remedios como el vinagre, son algunos de los pasos que dar para eliminar el olor a orín de gato en casa.

Tener un gato en casa, supone poder disfrutar de una de las mejores mascotas del mundo, pero también es cierto que estos son unos animales que suelen hacer sus necesidades dentro de casa (en su arenero), de modo que dependiendo del espacio es posible que notes un fuerte olor a pipí que sin embargo, es fácil de eliminar. Veamos ahora una guía de pasos en la que os explicamos, cómo eliminar el olor a orín de gato en casa.

Desde que son bien pequeños, los gatos deben acostumbrarse a hacer sus necesidades en su propio arenero, pero si todavía no saben hacerlo o quizás se trate de un gato mayor que tiene pérdidas de orina, es posible que veas pequeñas manchas de orina esparcidas por la casa, y que notes el olor. Por suerte es fácil y rápido eliminar tanto las manchas como el olor. Tan solo debes guiarte por lo que ahora te contamos.

Pasos para eliminar el olor a orín de gato en casa

Actúa con rapidez: Intervenir rápidamente es la mejor manera de limitar que el olor a orín vaya a más. Lo mejor es frotar el área con un paño o toalla. Si el gato ha orinado en un mueble, o en el suelo, una alfombra o un sofá, apoyar y presionar un paño puede ayudar a absorber rápidamente el líquido. También el papel secante puede realizar la misma tarea muy bien, pero es esencial presionar y no frotar.

Usar detergente enzimático: Para eliminar el aura de la orina así como el olor, es necesario utilizar productos enzimáticos, detergentes disponibles en el mercado que pueden reducir gradualmente la presencia de enzimas en el líquido presente en los suelos  y soportes. Estos productos pueden neutralizar rápidamente los olores, gracias a la acción directa sobre el ácido úrico contenida en la orina felina, descomponiéndola en dióxido de carbono y amoníaco. Los dos elementos se evaporarán rápidamente permitiendo la eliminación de manchas y olores, tanto frescas como anticuadas. Antes de continuar, es bueno probar la reacción del soporte involucrado en la acción del producto, aplicando una pequeña parte en una esquina. Si la mancha vuelve a aparecer, es importante repetir el procedimiento, siguiendo las instrucciones que se muestran en la parte posterior del producto.

Utiliza remedios naturales: Por otro lado podemos recurrir también a remedios naturales que sean efectivos. Por ejemplo, mezclar dos partes de agua con una de vinagre produce un detergente muy útil que se vierte sobre la mancha, dejándolo actuar durante unos minutos antes de frotar todo con un paño. No es bueno frotar el vinagre sobre el mármol, ya que podría arruinarlo. También el bicarbonato de sodio es un aliado válido: extenderlo sobre la mancha ayudará a absorberla y eliminar el olor.

Por otro lado, excelente es la mezcla que consiste en una cucharadita de hierbas aromáticas (romero, lavanda, etc.), una de té en polvo, una de canela y una de bicarbonato de sodio: mezclar todo con agua y rociarlo sobre la parte afectada, después treinta minutos se limpia con una aspiradora.

Evita usar amoníaco: Por último puede que hayas pensado en limpiar toda la casa con amoníaco para que este elimine todo el olor del orín de tu gato, pero no te recomendamos para nada usar este producto ya que en realidad, el amoníaco es una parte integral de la orina del gato, de modo que su olor podría alentar al gato a repetir el gesto. Para disuadirlo, mantén siempre limpia su caja de arena o cubre la parte donde generalmente orina con empapadores y periódicos. A menudo, orinar demasiado puede indicar un problema físico, por lo que un control veterinario podría ser útil.

[pt_view id="5c3b8b67bc"]