Es bastante común que ocurra, al menos una vez en la vida, que planches la ropa a toda prisa y la plancha se atasque en la prenda, arruinando la ropa y el electrodoméstico. Pero antes de pensar en comprar una plancha nueva, debes saber que hay formas de limpiar una plancha y recuperarla, incluso si está quemada. Por cierto, estos consejos no son solo para recuperar la plancha que parece estar rota. También son para que mantengas tu electrodoméstico en perfecto estado y en funcionamiento durante muchos años.

¿Cómo limpiar la plancha?

En primer lugar, es conveniente que sepas qué tipo de plancha tienes. Pueden ser de acero inoxidable, a base de teflón o cerámica, esos tipos antiadherentes. La plancha en seco y la plancha de vapor también necesitan un cuidado diferente, ya que la plancha de vapor también debe limpiarse por dentro.

Las planchas con base antiadherente no se pueden limpiar con ninguna sustancia, y mucho menos frotar con una bayeta o esponja de acero. Están fabricados con materiales sensibles y por tanto necesitan un tratamiento especial.

7 Maneras de limpiar la plancha

Conoce, a seguir, cómo limpiar una plancha con recetas caseras y económicas. No olvides apagar la plancha cuando la limpies para evitar golpes y quemaduras.

1. Sal

En planchas con base de acero inoxidable o hierro, es decir, antiadherente, se puede aplicar una mezcla con sal y vinagre, en partes iguales. Pon esta combinación en una sartén, al fuego y calienta sin que hierva.

Con la solución caliente, moja un trapo y frota directamente sobre tu aparato para planchar hasta que se desprenda la costra de suciedad. También puedes usar un cepillo. Recuerda usar guantes para no lastimarte las manos y porque debes manipular la mezcla mientras está caliente.

Otra forma de usar sal para limpiar la plancha es colocando un puñado de sal gruesa en un trapo y frotando la plancha caliente sobre ella. Esto ayuda a eliminar las costras más gruesas.

2. Pasta de dientes

Para hacer esto, usa pasta de dientes blanca, ya que hace menos espuma que las de geles. Puedes aplicarla con el dedo del guante o usando un cotonete si la zona quemada es pequeña. Con movimientos circulares, frota el área de la pasta de dientes con un paño humedecido en agua.

Si está muy sucio, opta por cepillar la plancha con un cepillo de dientes suave. Retira muy bien la pasta de dientes, de lo contrario tu ropa tendrá restos de la sustancia e incluso puede quedar manchada con el dentífrico.

3. Vela

Este truco es muy simple y promete eliminar las manchas más difíciles de la plancha. Todo lo que necesitas es una vela blanca ancha. Enchufa la plancha en el enchufe y deja que se caliente. Cuando esté templada o caliente, desenchúfala, por razones de seguridad, y frota el enchufe directamente sobre la base sucia del aparato.

Usa guantes de goma para evitar el contacto con la base caliente y conseguir así que frotar sea más fácil. Cuando hayas acabado, vuelve a prender la plancha y utiliza un paño viejo (que puedes desechar más tarde) para quitar la cera y la suciedad del electrodoméstico. ¡Listo!

4. Lana de acero

Si la quemadura de la plancha es demasiado espesa y queda como un reflejo en la base, puedes frotarla con un poco de agua y lana de acero. Pero haz esto solo hasta que la suciedad quede más fina. Después, continúa limpiando con uno de los métodos anteriores para evitar rayar la plancha.

5. Zumo de limón

El limón es un excelente aliado en la limpieza del hogar. Principalmente, si se mezcla con bicarbonato de sodio. Puedes hacer una receta simple en ausencia de vinagre.

Ingredientes

  • Zumo de limón: 1 cuchara sopera;
  • Bicarbonato de sodio: 1 cucharada sopera.

Modo de preparación y aplicación

1. Prepara la pasta y aplícala en la región del aparato que deseas limpiar.

2. Frota con la ayuda de una esponja suave.

3. Deja actuar unos minutos y luego retira bien el exceso con un paño húmedo.

6. Vinagre y bicarbonato

¿La plancha se quemó y quedó muy mal? Un poco de vinagre y bicarbonato de sodio y tendrás una plancha nueva. Mira cómo hacer la mezcla.

Ingredientes

  • Agua: 1 cucharada sopera;
  • Vinagre: 2 cucharadas soperas;
  • Bicarbonato de sodio: 1 cucharada sopera.

Modo de preparación y aplicación

1. En un recipiente de vidrio alto, mezcla las tres sustancias hasta que quede una pasta. Ten cuidado, ya que el vinagre y el bicarbonato de sodio reaccionan. Por lo tanto, es una buena idea protegerse la boca y la nariz con una mascarilla.

2. Con ayuda de una esponja suave, aplica la mezcla sobre la base de la plancha y frotar en el sentido de las agujas del reloj.

3. Remueve ahora el exceso con un trapo húmedo. Si la plancha está al vapor, llénala con agua y enciéndela al máximo de vapor encima de una toalla vieja durante unos segundos o un minuto. De esta manera, eliminarás todos los residuos de las entradas.

7. Azúcar y detergente

Si no tienes sal, el azúcar cumplirá la función de exfoliar la suciedad adherida a la plancha. Entrevera azúcar con detergente neutro hasta formar una pasta. Extiéndelo por toda la base de la plancha templada, fuera del enchufe, tan pronto como acabes de planchar. Frota suavemente con la ayuda de una esponja de lados suaves o un paño, y luego limpia todo con un trapo seco.

¿Cómo limpiar la plancha cuando se pega a la ropa?

¿Usaste la plancha en una tela que no deberías y se pegó? Una de las mejores formas de deshacerte de este tipo de residuos es recurriendo al jabón. Primero, con un paño húmedo y una plancha tibia, retira el exceso de tela pegada.

A continuación, con agua, jabón y una esponja suave, restriega hasta que la quemadura o mancha desaparezcan por completo. Si esto no funciona, puedes usar un poco de cera para pulir los coches. La grasa de la cera ayuda a eliminar los residuos resistentes.

¿Cómo remover el pegamento de la plancha?

¿Sabes cuando, sin querer, pegas la plancha en la impresión de una camiseta y esta se transfiere al aparato? ¡Hay una solución! Con la plancha aún caliente, aplica un buen trozo de algodón empapado en agua oxigenada. Esto aflojará la sustancia pegada.

Una vez hecho esto, basta con pasar un paño húmedo con agua para eliminar cualquier residuo que haya quedado y evitar que la plancha manche otras prendas.

¿Cómo hacer que la plancha se deslice?

Para tener una plancha que se deslice sobre tu ropa, dejándola lisa y tersa, debes cuidar bien tu electrodoméstico. De nada sirve limpiarlo sólo cuando está muy sucio o incluso quemado. Lo mejor es limpiarla todas las semanas, si usas mucho la plancha.

Esto se debe a que la ropa libera sustancias en la plancha, ya sea del suavizante de telas o incluso de los líquidos que usas al planchar, para suavizar aún más los tejidos.

Otras cosas a considerar son las funciones de temperatura y la plancha. ¿Lees las etiquetas de la ropa antes de someterla a procesos de lavado y secado? Es imprescindible usar la plancha correctamente. La temperatura muy alta en ciertos tejidos bloquea el dispositivo y hace que se pegue a la ropa.

Es ideal usar siempre la plancha con la función de vapor activada, No olvides alimentarla con agua. Esto evita que cause adherencia o quemaduras en los tejidos. El vapor también ayuda a desenrollar la ropa más rápido.

[pt_view id="5c3b8b67bc"]